¿Cómo es una auténtica pizza italiana?

Seguro que has estado más de una vez en una pizzería en Benicàssim y has deseado saber cuál es el secreto para obtener unas pizzas tan deliciosas. Pues estás de suerte, porque en este artículo desvelamos los detalles para que puedas preparar una auténtica pizza italiana y disfrutar de su exquisito sabor sin salir de casa. ¡Acompáñanos!

Los secretos para elaborar una auténtica pizza italiana

Las auténticas pizzas italianas obtienen la perfección gracias a 4 ingredientes fundamentales: la base, la salsa de tomate, el relleno y el queso. Toma nota de los secretos de cada uno de estos elementos para preparar una pizza italiana sin parangón:

  1. La base: una auténtica base de pizza italiana es muy ligera, delgada y crujiente, de manera que hacerla con estas características es todo un arte. Para ello, debes utilizar una harina especial para pizza y utilizar la proporción exacta de levadura y sal. La masa debe reposar durante, al menos, 10 horas antes de ser estirada, y cocinarse en un horno de leña durante 3 minutos y medio aproximadamente para obtener el sabor y aspecto típicos de las pizzas italianas.
  2. La salsa: la salsa de tomate de una pizza italiana es especial, pues no debe cocinarse. Esta salsa, además, debe prepararse con tomates italianos pelados y blanqueados con sal, aceite de oliva virgen extra y albahaca fresca para conseguir ese sabor único.
  3. El queso: debes ser fior di latte fresco, o queso mozarella de búfalo, ya que es lo que confiere a la pizza su peculiar textura para deleitar a tus papilas gustativas.
  4. El relleno: una pizza italiana tradicional solo llevará unas hojas de albahaca fresca junto con la salsa de tomate y el queso blanco mozarella. Sin embargo, puedes poner un poquito de orégano o incluir otros ingredientes como: alcachofas, aceitunas negras, salchichas italianas, anchoas, salami, cebolla, calabacín, pimiento rojo, champiñón, jamón, alcaparras, atún, bacon… ¡Las posibilidades son infinitas!